Los Dientes de Oro ya no son lo que eran

Los dientes de oro, también llamados Grillz, durante mucho tiempo han representado un símbolo de empoderamiento y rebeldía adoptado por la moda pop. Han sido un símbolo de libertad y muchos ídolos de los 80s y 90s han lucido su dentadura de oro ante las masas.

No obstante, dicha ”moda” se remonta a épocas mucho más anteriores. Tenemos constancia de que algunas tribus mayas llegaban a llevar incrustaciones de jade en sus piezas dentales para demostrar poderío ante el resto de la tribu.

Hoy en día también es posible que recuerdes a alguno de tus familiares más mayores con algún diente de oro, aunque seguramente no sea debido a que era un ídolo de masas, a no ser que seas el hermano perdido de Rosalía, en cuyo caso puede que si.

Esto es debido a que desde hace muchos años se conoce que el oro es un mineral muy dúctil y maleable, lo que permite fabricar fundas de dientes de oro sin mucha complicación además de ser muy duraderos, no se oxidan y no provocan alergias. Esto los convierte en una excelente solución cuando tenemos caries, un diente roto o cualquier otro problema bucal que pudiera suponer la colocación de un empaste o implante.

Aún así, no todo iban a ser buenas noticias.

Principales problemas de los dientes Grillz

Pasemos a enumerar algunos de los principales problemas de los dientes de oros, que no son pocos:

  • Uno de los principales problemas que tienen estas fundas es su coste. El precio de los dientes de oro es muy elevado ya que el material empleado es muy caro (Es oro, ¿Qué os esperabais?)
  • Otro problema es lo costoso que es realizar el implante para el odontólogo. Poner un grillz de oro supone mucho tiempo en consulta para el paciente.
  • A nivel estético, las fundas de oro en los dientes, no se consideran tendencia a día de hoy ni están incluidos en los cánones actuales de lo que se considera glamour.

Ahora vamos a centrarnos un poco más en la salud bucodental y la problemática que pueden conllevar para nuestra boca, no obstante, también hay que saber, que los dientes de oro no suponen ningún riesgo para la salud y son perfectamente útiles y seguras para las personas que ya las llevan. No obstante, actualmente, hay mejores opciones bastante más óptimas, como podrían ser algunas de componentes cerámicos como la porcelana o el zirconio.

El peor problema que puede suponer el uso de estas dentaduras de oro es la aparición de bacterias. Los protectores grillz pueden llegar a rayar el esmalte dental, favoreciendo con ello el desarrollo de flora bacteriana en nuestra boca pudiendo implicar la aparición de caries o gingivitis.

Fundas removibles de oro

En la actualidad hemos visto a varios famosos haciendo uso de este tipo de fundas, desde Justin Bieber en un videoclip rapeando, pasando por Rihanna y su joyería dental en concierto hasta las últimas apariciones de Rosalía y sus dientes de oro. Esto es gracias a unas fundas de oro removibles que utilizan para dar un toque estético diferente a su look y encontrar un atractivo diferente para casos puntuales. Normalmente no tienen nada que ver con su salud bucodental.

Antes de terminar nos gustaría apuntar que el resto de joyería dental, desde dientes de plata, pasando por dientes de oro blanco o incluso los dientes de diamante suponen más problemas todavía si cabe que los grillz para la salud bucodental, así que desde nuestra posición no los aconsejamos.

Desde Clínica Dental Plata nos preocupamos activamente por tu salud bucodental. Es posible que si has llegado hasta este artículo se te hayan disipado algunas dudas con el tema. No obstante, si todavía te queda alguna duda y/o quieres realizar una consulta con nosotros, pide cita y estaremos encantados de atenderte.